Imagen Cabezal 02
Logo San Pedro Informa

18°

Intervalos nubosos

FM Genesis - en vivo!

Destacado por TN

Producción de higos, un emprendimiento familiar convertido en industrial

La familia Aboy, desde San Pedro, armó un desarrollo que incluye toda la cadena de producción de mermeladas.

Ampliar imagen Producción de higos, un emprendimiento familiar convertido en industrial
Producción de higos, un emprendimiento familiar convertido en industrial

Por: San Pedro Informa

El higo es considerado la fruta más antigua de la historia porque en 2006 se encontraron figuras en el Valle del Jordán, que se estima pueden remontarse a los años 9400 y 9200 a.C. El principal productor de higos a nivel mundial es Turquía mientras que en la Argentina se cultivan mayoritariamente en Salta y Jujuy pero también en la provincia de Buenos Aires, donde se ubica la finca de Oscar Aboy, que fabrica mermeladas de higo desde hace 20 años cuando comenzó junto a su esposa como un hobby familiar. Primero, desarrolló la plantación de frutales y luego, sumó una planta elaboradora de mermeladas.

Utiliza los dos tipos de higos. El kadota, que es una variedad del higo blanco, tiene una piel fina y un dulzor muy intenso. Comúnmente, se lo llama “gota de miel” debido a que se dice que está listo para ser cosechado cuando al fruto le cae una gota. Sin embargo, Oscar recomienda extraerlo un poco antes, cuando su uso está destinado a la mermelada. Por otro lado, el higo turco marrón se consume más popularmente de forma deshidratada y se caracteriza por ser muy crujiente y rico en fibras.

El árbol de higos tarda 3 años en comenzar a producir una cantidad de frutos explotable. Durante sus primeros 2 años de vida, aún produce volúmenes muy bajos. La cosecha se realiza de manera manual, casi de forma artesanal.

La planta elaboradora de mermeladas está dentro del mismo predio que alberga la plantación. Allí dentro, los frutos son lavados también a mano. Las mermeladas son naturales, es decir que no incorporan conservantes ni ningún otro producto químico y utilizan, depende la variedad, fruta entera o en trozos.

Para trocearla, este emprendimiento desarrolló una máquina especialmente fabricada para lograr una densidad del fruto específica para ser untado. Luego de ser cortada, a la fruta se la calienta y se la mezcla con azúcar o con jugo de uvas, dependiendo el producto final que se quiera lograr. Más tarde, la espera una paila de vacío que trabaja, al contrario del paso anterior, a bajas temperaturas.

Por último, la mermelada pasa al proceso de llenado, envasado y etiquetado para lograr el producto que llega a la mesa de los hogares.

Ese es el paso final del proyecto de Oscar Aboy y su mujer que, con la idea de llevar a la ciudad sabores que la gente extrañaba, desarrollaron en San Pedro un emprendimiento familiar de higos para luego convertirlo en una finca de 17 hectáreas que posee toda la cadena de producción industrial de mermeladas.

 

Fuente: TN


Enlace permanente:

¿TE GUSTÓ LA NOTA?

SI: 100%
NO: 0%
NS/NC: 0%
visitas


comentarios



Relacionadas

CONSTRU MAC
COOPSER
La Segunda Seguros Generales
Mutual de Seguridad Social
La Exculsiva